Cuando hablamos de movilidad sostenible la primera imagen que se nos suele venir a la cabeza es la de una bicicleta, ya que es el vehículo que abandera la movilidad sostenible. El impacto que tiene la bicicleta en la movilidad sostenible es inigualable con respecto del resto de transportes habituales como las motos o los coches eléctricos. A lo largo de este artículo vamos a ir desgranando el impacto y ventajas que supone la bicicleta para el medio ambiente, y para nosotros.

Los datos demuestran que poco a poco se comienza a apostar por la bicicleta como un medio de transporte, más en las ciudades, pero es cierto que la mayoría de la gente sigue moviéndose a través de los coches y motocicletas. Lo cierto es que en el ámbito urbano es el medio de transporte más eficaz, ya que reduce los tiempos de traslado de manera muy efectiva.

 

Descárgate la guía gratuita: Beneficios del alquiler de motos eléctricas

 

También, es una gran alternativa a los medios de transporte públicos. En un estudio muy interesante de cartovisión.es, se muestra como el sistema de bicicletas madrileño BiciMAD es mucho más eficiente para desplazamientos de hasta 20 minutos de distancia, con los que se tarda mucho menos gracias al sistema de bicis implantado en la capital española.

Además, para analizar el impacto de este vehículo de dos ruedas en la movilidad sostenible, debemos remitirnos obligatoriamente a un artículo del diario británico The Economist titulado “The cost of traffic jams” (El coste de los atascos). El objetivo principal del mismo es calcular el impacto económico de uno de los males que acechan a todas las ciudades, los atascos. El estudio analiza el tiempo que pierde la gente en las congestiones de tráfico, el aumento del precio del transporte público debido a estas situaciones y el gasto que las familias realizan en gasolina de más debido a los atascos.

Pues bien, en total nos encontramos que en cuatro países se gastarían unos 160.000 millones de euros según el estudio. ¿Realmente es necesario todo este drama para poder ir a trabajar?

La verdad es que no. Gracias a la bicicleta muchos de los males que se producen en la ciudad (como la escasa limpieza del aire) debido a la excesiva abundancia de coches, podrían solventarse de manera muy inmediata.

Bien es cierto que muchos de nuestros lectores dirán “Me da una pereza enorme tener que coger la bicicleta todos los días”. La respuesta a esa afirmación es bastante clara “¿Y entonces no te importa pasar 30 minutos en un atasco para tardar hasta 1 hora en coche a tu trabajo?”. Para combatir a todos aquellos que les pudiera costar la decisión de pasarse a la movilidad sostenible con la bicicleta, dejaremos una lista con algunas de sus principales ventajas.

  • Dile adiós a la pereza: En la mayoría de las ciudades como Madrid, Barcelona o Valencia se han implantado sistemas de bicicletas eléctricas con pedaleo asistido. Unas bicis en las que el conductor casi no tiene que hacer fuerza y puede llegar a alcanzar los 25Km/h, por lo que el esfuerzo ya no es una excusa.
  • Según los expertos, la bicicleta engancha: Si eres de los que les gustan las de toda la vida pero no has decidido a dar el paso, no esperes más. Según algunos expertos de la Federación Europea de Ciclismo, conducir en bicicleta por las ciudades libera hasta un 10% más de adrenalina que en el campo, por lo que el conductor que lo prueba una vez, no quiere dejarlo. ¡Pero con cuidado de no ir a lo loco!
  • El transporte en bicicleta es una práctica totalmente ecológica, que permite además llevar un estilo de vida saludable sin tener que pasar por el gimnasio. ¡Vaya! ¡Otro ahorro más!

Terminaremos el artículo con datos esperanzadores, ya que según la Federación Europea de Ciclismo, el pasado año en España se compraron un 4% más de bicicletas que de coches (740.000 unidades frente a 700.000 automóviles), por lo que la esperanza para la movilidad sostenible en bicicleta crece poco a poco en todas las ciudades.

 

Descárgate la guía gratuita: OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS

Pin It on Pinterest

Share This