Aquellos procesos a los que no se está acostumbrado siempre necesitan de un cuidado especial. Es lo que puede ocurrir con las importaciones. Importar supone afrontar mercados diferentes, con normativas y requisitos concretos. A veces es inevitable, al no encontrar en el mercado interno los productos que se necesitan, otras veces son estrategias de compras.

La economía ha entrado en un proceso de globalización muy intenso y los departamentos de exportación e importación (import/export) tienen cada vez más relevancia. Las importaciones  pueden ofrecer ventajas competitivas, para ampliar el catálogo de productos o para abastecerse desde mercados más baratos.

Hay compañías muy acostumbradas a las importaciones y para otras es algo excepcional. Pero siempre conviene aprender las reglas de las operaciones en el exterior porque la internacionalización es un reto decisivo para cualquier empresa.

 

Descárgate la guía gratuita: OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS

 

Las claves de las importaciones

Hay algunos conceptos básicos con los que hay que familiarizarse en las importaciones y, en general, en el comercio exterior.

  • Documentos comerciales: factura comercial, factura pro-forma, el packing list (descripción de la mercancía), los trámites en Aduana o las cartas de porte. Son documentos que se reciben en cada entrega de producto.
  • El transporte: puede resultar una cantidad muy elevada y es una de las cosas que hay que negociar. Las formas de envío pueden ser tres: transporte por carretera, barco o avión. Cada una tiene asociados unos costes y están estudiadas para ser las más adecuadas según el tipo de envío y mercancía.
  • Formas de pago: depende del país, el volumen del pedido y la confianza del proveedor. Si son cantidades pequeñas o primeras operaciones seguramente se exigirá el pago al contado por transferencia. En operaciones más importantes se suele utilizar la remesa o el crédito documentario.
  • Los incoterms: en el comercio internacional las condiciones de entrega de la mercancía se definen a través de unos códigos: los incoterms. En general, determinan el lugar y la forma de entrega, el reparto de los gastos (transporte, carga y descarga, seguros, aduanas…), los trámites administrativos y también la transmisión de riesgos y responsabilidades del exportador al importador por pérdida o daños en la mercancía.

Por último, están las cuestiones fiscales de las importaciones. España tiene suscritos convenios de doble imposición con más de noventa países para evitar pagar dos veces por lo mismo (en origen y destino). De todas formas hay que informarse de los requisitos y licencias de cada país, según el tipo de operación que sea.

En cuanto al Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), en las operaciones intracomunitarias (dentro de la Unión Europea), se puede reclamar la devolución del IVA soportado (modelo 360). Para las importaciones fuera del marco comunitario será necesario calcular el IVA de los derechos de arancel y otros impuestos. Antes era necesario abonar el IVA arancelario en la aduana antes de despachar la mercancía, pero ahora su pago se puede posponer hasta el momento de presentar la declaración del impuesto.

 

Consejos para las importaciones

Antes de iniciar un plan de importaciones, salvo que se tenga claro lo que se quiere y dónde conseguirlo, es muy útil seguir estas recomendaciones. Sobre todo, cuando lo que se busca son proveedores más adecuados o países con determinadas características en los que interesa empezar a operar. Estos son un par de consejos:

  • Asistir a eventos y ferias. Hay que elegir las más profesionalizadas y relacionadas con el sector de la compañía. Allí se pueden encontrar los últimos avances en el sector y los productos nuevos. Además se pueden establecer los primeros contactos con proveedores interesantes.
  • Elegir un socio o colaborador local. Es muy positivo tener en el país de origen algún partner (proveedor directo o colaborador) y las ferias son ideales para encontrarlos. En el caso de un socio su conocimiento del país y sus contactos pueden ser muy útiles para lograr buenas alianzas. Pero evitar riesgos con los proveedores hay que informarse de su capacidad, solvencia o si cumple con los plazos de entrega. En general, es fundamental establecer una relación de confianza y de conocimiento, tanto del producto como del mercado.

Las operaciones de comercio exterior son cada vez más comunes en el entorno empresarial. La globalización impone estrategias que incidan en una visión global del mundo de los negocios. Por ello, es muy recomendable profundizar en el conocimiento de los mercados externos y los requisitos para operar en ellos. Salir al exterior puede convertirse en el factor clave para apuntalar y fortalecer una empresa.


Descárgate la guía gratuita: OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS

Pin It on Pinterest

Share This
Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!

Descárgate la guía

Descárgate la guía

Te enviaremos un enlace para la descarga del archivo

You have Successfully Subscribed!