La noticia de este mes de febrero de que Nissan ha entregado dos furgonetas eléctricas a SEUR y Calidad Pascual sirve para ilustrar el compromiso que empiezan a mostrar algunas compañías para impulsar el uso de vehículos eléctricos en la distribución urbana de mercancías. El objetivo es promover la divulgación de la movilidad sostenible, como parte fundamental del desarrollo futuro en las grandes ciudades.

Este vehículo es el segundo eléctrico que fabrica Nissan en España para todo el mundo. Permite ahorrar hasta un 40% en costes de mantenimiento y entre 3 y 4 veces en gastos de combustible, según detalla la compañía.

También Madrid, lugar de este acto, ha sido seleccionada por la Comisión Europea para participar en el proyecto FREVUE, una iniciativa que pretende poner en valor los beneficios del uso de vehículos comerciales sostenibles en el reparto de mercancías. En Madrid, sólo en su centro urbano, a diario se realizan más de 33.000 operaciones de carga y descarga.

El sector de la distribución es uno de los que más contribuyen a generar los niveles de contaminación tan altos que tienen las grandes urbes. Combatir las emisiones contaminantes ya no es sólo una obligación sino un compromiso ético ineludible.  Estos acuerdos de colaboración privada, con apoyo público, son vitales para incorporar vehículos sostenibles en las flotas de servicio y divulgar así los beneficios de la movilidad 100% eléctrica. Es algo fundamental para limpiar el aire de las ciudades.

 

Descárgate la guía gratuita: OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS

 

Las iniciativas de las compañías de distribución.

Para las compañías de distribución, la adquisición de vehículos 100% eléctricos no supone ninguna desventaja, más bien al contrario, permite asegurar la sostenibilidad del negocio a través de la reducción del impacto en el entorno. Además se logra una ventaja competitiva y se da una mejor respuesta a las demandas de un consumidor cada vez más exigente.

Esta iniciativa sigue los pasos que, desde 2012, desarrolla DPDgroup, del que forma parte SEUR junto con marcas como DPD, Interlink Express y Chronopost. Este proyecto se engloba dentro del eje ‘Reparto urbano inteligente’, uno de los pilares que establecen la nueva estrategia de Responsabilidad Social Corporativa (RSC) presentada por DPDgroup y SEUR, bajo el concepto DrivingChange.

Estas estrategias de estas compañías centran sus esfuerzos en cuatro áreas básicas donde pueden tener un impacto directo y positivo:

  • Trabajando para lograr que cada envío que se entrega sea neutral en carbón.
  • Mejorando la vida en la ciudad con mayores y más eficientes opciones de entrega.
  • Promoviendo la innovación dentro y fuera de su negocio.
  • Realizando una contribución positiva en las comunidades más contaminadas.

Para promover la movilidad sostenible en el transporte de mercancías no sólo hablamos de vehículos industriales como las furgonetas, sino de la eficacia de las motos eléctricas para la entrega de pequeños paquetes y documentación.

Según datos del Ajuntament de Barcelona, en Cataluña un 28% de las emisiones totales de gases contaminantes provienen del sector del transporte. Hasta ahora, este sector estaba dominado exclusivamente por los derivados del petróleo, con las consecuencias ambientales que provocan las emisiones de gases con efecto invernadero derivadas de su uso.

Desde las administraciones se deben seguir haciendo esfuerzos para fomentar la utilización de los vehículos eléctricos ya que las ventajas que presentan, sobre todo en las ciudades, son muy importantes para la salud y la habitabilidad.

 

Descárgate la guía gratuita: OPTIMIZACIÓN DE RECURSOS

Pin It on Pinterest

Share This